Valencia en Llamas – Las Fallas

Cada año la ciudad de Valencia se viste de fiesta, las calles se inundan de gente, y visitantes y valencianos celebran las Fallas, la mayor fiesta de la Comunidad Valenciana. Las falleras, los ninots y las mascletás hacen su aparición para regocijo de los amantes de esta fiesta, creando un colorido preámbulo lleno de tradición y celebraciones para las Fallas.

Happy Birthday por Sator Arepo

La entrada de la primavera

Es el último domingo de febrero por la noche a los pies de las Torres de Serranos, una de las dos torres que son vestigio de la muralla que alguna vez protegió la ciudad, y la Fallera Mayor celebra La Crida frente a cientos de personas. Las temporada de Fallas da inicio nuevamente como cada año desde hace un par de cientos de años.  Este es el primer acto de una temporada de festejos que se prolonga hasta el día de San José, a mediados de marzo. Alrededor de este día gira la historia de las Fallas, la más tradicional cuenta que la víspera del día de San José, los carpinteros sacaban a la calle las virutas, aserrines y trastos viejos para prenderles fuego, limpiando así sus talleres antes del inicio de la primavera. Más tarde a los trastos les dieron el nombre de Fallas y adquirieron personalidad con muñecos de trapo, que hacían alusión satírica a algún personaje de la calle o de la sociedad, pero en 1901, con la creación de los premios a las fallas más artísticas estas comenzaron a transformarse; y con el paso de los años pasaron de ser trastos viejos y muñecos de trapo a esculturas colosales y artísticas de más de 20 metros de alto. La falla más grande hasta ahora fue la plantada en Nou Campanar en 2007 con 32 metros de alto.

Falla Nou Campanar 2007 por Jo U

Fallas 2011 por David Sardá

 por José Vte FP

De mascletás, cabalgatas y verbenas

A las dos de la tarde, desde el primero de marzo y hasta la Cremá los masclets resuenan por toda la ciudad, la Plaza del Ayuntamiento se vuelve la sede de un concierto de pólvora y humo, la gente se acerca, unos a sabiendas de lo que van a presenciar, otros con algo de desconfianza, pero todos se sorprenden, como cada año, con el incio de la Mascletá. No es un evento modesto, y es imposible que pase desapercibido, los potentes masclets vuelan hacia lo alto, con un silbido y dejando un rastro de humo, hacia la consumación de su existencia en una poderosa explosión, una, diez, cientos de ellas; pero todas al compás escrito para este concierto por los maestros de la pirotecnia, que han planeado cuidadosamente cada explosión.

Fallera por Luis Rodriguez González

Las Fallas, Valencia - 2010 por Matty J

 

Sin falta este espectáculo sirve de marco para otras festividades falleras, entre las que se encuentran la Cavalcada del Ninot y la Cavalcada del Regne. Durante estos desfiles las comisiones falleras marchan por la ciudad mostrando sus trajes de gala entre miles de animados espectadores, rodeados por comparsas y carrozas alegóricas. Las calles también se visten de gala y colores durante las noches falleras, desde hace algunos años algunas comisiones han iluminado con miles de luces multicolores la calle, creando un magnífico escenario para la Plantá de su falla. La falla de la calle Sueca se ha vuelto famosa por haber ganado durante los últimos 15 años el premio a la mejor iluminación. Es una experiencia deslumbrante caminar por ese túnel de luces, que, al menos en esa calle, vuelven día a la noche.

Luces por Carmen Pla

El tio del bigot! por José Vte FP

Casting por Malallt de Falles

REMATE FALLA CONVENTO JERUSALEN, VALENCIA por Carlos Martínez

 

Las fallas son también la oportunidad perfecta para reunirse y celebrar, por lo que no es difícil encontrar por las noches una verbena, que no es sino una animada fiesta en la que los jóvenes y los que no lo son tanto celebran entre música, baile, comida y vino. Las celebraciones continúan los fines de semana, y no faltan los concursos y degustaciones del platillo típico valenciano por excelencia y mundialmente famoso: la paella.

La Vírgen de los Desamparados

Los días diecisiete y dieciocho de marzo, la plaza dela Vírgen recibe la mayor muestra de devoción de todas las celebraciones falleras. La Vírgen de los Desamparados, patrona de Valencia, preside un desfile de flores; miles de falleras y falleros vestidos con sus trajes de gala y portando sendos ramilletes de coloridas flores, que aportan gracia y alegría al majestuoso evento, marchan hacia la plaza de la Vírgen. En el centro de la plaza una monumental imagen de la Vírgen de los Desamparados recibe cada ramillete. Las flores confeccionan un hermoso tapiz que cubre el cuerpo de la Vírgen a modo de manto. Hacen falta más de veinte horas para confeccionar el manto y para que la Vírgen reciba cada una de sus ofrendas, el evento, que es uno de los más esperados del calendario fallero, termina con la ofrenda de la Fallera Mayor.

Ofrena de Flors/Floral Offering (After) por Jose Luis Lopez valenciano

La mirada de una madre por Mareika

Valencia en Llamas

Las fallas son esculturas gigantes. Madera y pintura moldeadas por el esmero de los artesanos que a lo largo de un año trabajaron en ellas. Las fallas ven la luz por primera vez una mañana alrededor del día dieciseis de marzo durante la Plantá, que es el evento en el que se presentan ante Valencia. A partir de ese día los monumentos esperan el momento de la Cremá, acompañados de los valencianos, turistas y fotógrafos que intentan capturar en un instante los rostros, las manos, las figuras y las formas alusivas de las fallas. La temporada transcurre rápido y la víspera del día de San José sorprende a estos monumentos con la Nit del Foc, un fuego en el cielo nocturno de Valencia, pero todavía no es su turno de arder.

Durante la Nit del Foc miles de kilogramos de pólvora se encienden en el cielo nocturno, se trata del más grande espectáculo de fuegos artificiales que ilumina por más de veinte minutos a un millón de espectadores, reunidos en los márgenes del antiguo cauce del Río Turia y en los puentes que lo cruzan para disfrutarlo.

Uno de Un Millon Nit del Foc por Jo U

La Nit del Foc anuncia el principio del fin de la temporada fallera de cada año, las fallas han presenciado mascletás, cabalgatas, ofrendas y castillos de fuegos artificiales, y la noche del diecinueve de marzo se vuelven una vez más el centro de atención… por última vez.

Es la noche de la Cremá, esta noche el fuego corona el trabajo y esmero de los artesanos falleros y clausura la temporada de fallas. Una chispa se acerca rápidamente a cada monumento y le prende fuego. Las llamas consumen los monumentos en un gran espectáculo: Valencia está en llamas y la temporada de fallas ha terminado.

La primavera ha entrado a tierras valencianas.

Aquí hay algo más sobre Valencia.

 

The never ending flame por Rafa Elías

Burn Bapor Burn por David W Currier

cremant. por Cristina

Cremá 2011 por Canoso 1900

 

 

Soy fotógrafo y escritor aficionado. Disfruto de pensar e intentar comprender cómo funciona el mundo. Me gusta viajar y por supuesto, sacar fotografías.

2 comments

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.